×

Advertencia

JUser: :_load: No se puede cargar usuario con el ID: 46

C.F. Talavera 3-1 Daimiel R.C.F

Información adicional

  • DodgerBlue: tbg-dodgerblue

Nueva victoria del CFT en el Municipal El Prado tras el despiste de la pasada semana en Las delicias. El encuentro destacó por las numerosas ocasiones de los blanquiazules que encontraron en Astillero la mayor de sus desesperaciones. Los goles de Mena, Seco y Rivera nos colocan de nuevo en puestos de Playoffs.


15 días después el CF Talavera volvía a su feudo con ideas confusas, tras el buen partido de la primera jornada y el gran juego mostrado, la derrota ante el Mora sentó como un jarro de agua fría para sus aficionados que esperaban una mejora en la tarde del domingo. Y eso es lo que sucedió.

El duelo comenzaba con las sorpresas del once inicial que cada jornada nos deja Fran Alcoy, demostrando que en este equipo nadie es titular fijo. En esta ocasión Victor Martínez, Mena y Morato serían los “castigados” tras el descalabro de la pasada semana. Por lo tanto, los blanquiazules saldrían con un once formado por: Machuca, Seco, Prats, S.Hernández, S.Rodríguez, Durán, Gustavo, Beltrán, Pedro, Gilardoni y Murci.

Los primeros minutos fueron de respeto entre ambos equipos, que buscaban el dominio de la posesión. Mientras que el CFT se lanzaba a por el partido con más corazón que cabeza, los visitantes mostrarían sus ideas con dos líneas defensivas muy bien situadas que hacían difícil la tarea. Y así sería la mayor parte de los primeros 45 minutos donde las ocasiones brillaron por su ausencia.

En uno de los pocos errores del Daimiel llegaría la ocasión más clara de este periodo. Un potente disparo de Beltrán desde más allá de la frontal de área llegaría a las manos del cancerbero Astillero, que no blocaba con seguridad y el balón tocaba el larguero tras el fallo. Tras esto, el Talavera aumentó sus ansias de gol teniendo el mayor peligro por sus costados, que nutrían de centros a los de arriba sin fortuna. En una de estas, el portero daimieleño empezaría con su recital de paradas sacando una buena mano al testarazo de Gilardoni.

El tiempo pasaba y con ello llegaba el descanso, con la sensación de que a pesar del espeso juego a consecuencia del buen cierre visitante la pelota acabaría entrando a favor del Talavera que tenía las mejores ocasiones del partido.

El partido se reanudaba y los mismos once que empezaban el duelo saldrían de nuevo al césped. Con la segunda parte iniciada, el Talavera puso la quinta marcha sabedor de que el cronómetro correría en su contra si no encontraba el gol rápido. De nuevo ambos laterales blanquiazules eran los protagonistas del duelo, aunque la banda derecha era la más peligrosa. Los Sergios hacían de las suyas, pero sus centros no encontraban destinatario. Los minutos pasaban y con ellos los nervios de la afición local.

Clave fue la entrada de Pepe Mena al campo, que ante las dificultades de abrir la defensa visitante sus movimientos en ¾ de cancha crearon numerosos huecos. En uno de ellos, al poco de pisar el césped, Sergio Rodríguez servía al delantero de un gran balón que acabaría en penalti tras la entrada de Dachu. A pesar de la pena máxima, la afición protestaría la no expulsión del defensa. El propio Mena sería el encargado de poner el 1-0 tras anotar el penalti.

Pero poco duró la alegría, dos minutos después una inoportuna acción de Machuca provocaba otro penalti en el área contraria tras el mal control del  cancerbero. De nuevo el colegiado perdonaría la roja al infractor, quizás para compensar, sabedor del error cometido en la anterior acción. Sergio Esteban no perdonaría. 1-1 y 25 minutos por delante.

Pero el CFT no bajaría los brazos, apretando de nuevo la portería visitante donde Astillero agrandaba su figura con soberbias paradas, y cuando no era así la suerte estaba a su favor, como en el larguero de Rubén Rivera a la salida de un córner. El extremo saltaría a la cancha en sustitución de Beltrán para realizr un gran partido. Los talaveranos seguirían con su asedio, encontrando en el balón parado su mayor peligro, donde Astillero si dejaba dudas a pesar de sus grandes reflejos (como ya se adelantó en nuestro análisis semanal) . Y así llegaría el 2-1 para los nuestros tras un balón muerto en el área tras un saque de esquina lanzado por Pedro, que encontraba a Seco para empujarla. El central, al igual que la temporada pasada, parece que tiene imán con esos balones decisivos. Con ello, el Daimiel se daría casi por rendido ante el gran esfuerzo realizado en la primera mitad.

Antes del definitivo 3-1, Gustavo abandonaría el campo con molestias siendo sustituido por Morato. A la contra, ante el último apretón del Daimiel, Rubén Rivera se presentaba ante Astillero junto con dos compañeros, prefiriendo definir el mismo. A pesar del riesgo, la jugada salió perfecta dando un plus de motivación al talaverano tras su larga lesión.

 

Con este resultado, el CFT vuelve a puestos de Playoffs pensando ya en la visita al C.D Marchamalo la semana próxima.

Visto 1426 veces Modificado por última vez en Lunes, 08 Septiembre 2014 00:09